Sufjan Stevens – The Age of ADZ (2010)

 
Género: Singer/Songwriter, Indie Pop-folk, Art Pop, Electronic.

Sufjan Stevens - The Age of ADZ

Por las venas de la red circulan miles de comentarios sobre el nuevo trabajo de Sufjan Stevens, The Age of ADZ. Han pasado dos días desde que tengo el disco del que probablemente más se hablará este 2010, y con tan sólo dos escuchas, no puedo resistirme a hacerlo yo también, aunque se me antoja complicado exponer algo con cierta coherencia, seguramente por precipitación, aunque más por tratarse de una pieza difícil de roer. Una dificultad que se explica por lo excesivo e inabarcable el trabajo contenido. Comparto bastante una frase de un ilustre forero, que no mencionaré para respetar su intimidad, hizo al respecto: “Después de varias escuchas he llegado a la conclusión de que necesitaré varios meses para llegar a una conclusión.

Y es que el yerno que a toda madre le gustaría tener, el chaval de Michigan que estudió en la Escuela Cristiana Luz del Puerto y en la prestigiosa Academia de Artes Intercholen, de nombre con origen árabe e interesado por la música y los instrumentos extraños, tras los aclamados Michigan e Ilinois, con multiplicidad de colaboraciones, proyectos y rarezas, aparece de nuevo con un trabajo que no dejará indiferente a nadie, bueno quizás sí, a aquellos que no sean capaces de finalizar una sola audición del artefacto. A Sufjan has de tener una cierta predisposición a que te atrape, si adoptas la postura cómoda esperando a que sea él quien venga hacía tí, nunca os encontraréis. Vaya por delante que su música no es de la que sienta hervores, aunque reconozco su valía.

Arranca con la breve y delicada Futile Devices  con una voz que susurra y me recuerda muchísimo a Sindri Már Sigfússon (Seabear y Sin Fang Bous), canción que despista dado que no sirve de pista (cutre pareado) para  anticiparnos a lo que se avecina. A partir del preludio el desfile de sonidos, estilos, coros y tendencias es tan abrumador que desconcierta. Debe ser como tomarse un grumo de peyote pero por las orejas. Multiplicidad de juegos electrónicos, trombones distorsionados, ritmos industriales, mucho rebufo a Radiohead (me pregunto si ganará adeptos de Thom Yorke), dispuestos de tal manera que no se llega a la saturación, ya que durante la reproducción encontramos oasis para repostar, Now That I’m Older me parece sublime, Get Real Get Right o Vesuvius serían otro par de ejemplos. Cierra el disco Impossible Soul con una duración de 25 minutos, aunque realmente se trata de canciones enlazadas.

Estoy agotado, todos duermen y estoy escribiendo sobre un disco del que se pueden escribir tantas sensaciones que podría extenderme hasta perder el sentido de las palabras. La esquizofrenia de uno de los genios del milenio, vendedor de humo para muchos, está resumida en este álbum de electrónica experimental, en el que no ha abandonado sus caminos trazados previamente, aunque el riesgo asumido sea mucho más elevado. Su apuesta ha sido fuerte, y creo que ha ganado. Veremos como envejece.

Sufjan Stevens – Now That I’m Older

Si te ha gustado puedes comprarlo en iTunes o en Amazon

Deja un comentario